Escuela Gelva

Facebook

Terapia con Poliedros

El estudio de la geometría sagrada tiene sus inicios en el antiguo Egipto. Los conceptos modernos se basan en los principios establecidos por Platón, Pitágoras, Fibonacci, Euclídes, Leonardo Da Vince, entre otros. A través de los siglos los científicos han confirmado las teorías de los antiguos griegos, la forma física ha sido expresada matemáticamente encontrándose relaciones perfectas que dan la armonía y equilibrio al Universo (Universo = Unidad en lo diverso). Desde la composición de un átomo, la estructura de la molécula del ADN, hasta la distribución de las estrellas en una galaxia, tienen formas geométricas que son simétricas y matemáticamente perfectas.

Comprender el mundo significa entender una gran actividad molecular de todas las estructuras de la materia, qué hay un gran y permanente intercambio de luz, de sonido, de vibración expresado en ondas, o movimientos oscilatorios. Cuando el movimiento de más de un elemento tiene la misma frecuencia de onda a la frecuencia natural, se encuentra resonancia, la cual es posible percibir conscientemente. Este fenómeno de resonancia puede ser utilizado para modificar alteraciones energéticas, al utilizar sistemas que induzcan un cambio sobre el campo energético, de manera tal que la forma de las ondas se modifiquen por correspondencia y resonancia con un elemento armónico.

Mediante la Terapia con Poliedros podemos proyectar una forma arquetípica armónicamente perfecta, con el fin de buscar resonancia (vibración simpática) sobre los principales centros y canales de flujos de energía, así como de las estructuras de la materia organizadas en el cuerpo humano, y de esta manera lograr equilibrar el campo energético. Dicha armonía se experimenta en el cuerpo físico, generando un gran bienestar ante las dolencias asociadas con diversas enfermedades físico/psíquicas; solo se necesita recordarle a nuestro cuerpo su geometría sagrada.

 

Está aquí: Inicio TERAPIAS Terapia con Poliedros